Declaración de la ACLU acerca de la demanda que impugna la política transgénero del Presidente

NEW YORK — Once estados han anunciado que tomarán acciones legales contra la administración Obama tras la publicación de la política que indica cómo las escuelas deben tratar a los estudiantes transgénero.

James Esseks, director del Proyecto LGBT de la ACLU expresó el siguiente comentario:

“Esta demanda es, simple y llanamente, un ataque de 11 estados contra los estadounidenses transgénero. Mientras la administración Obama es demandada, las víctimas reales son los jóvenes y adultos vulnerables que simplemente tratan de vivir sus vidas libres de discriminación mientras asisten a la escuela, trabajo o al baño.

No ha habido ningún trastorno, aumento en incidentes de seguridad pública o invasión de la privacidad relacionados con las protecciones de las personas transgénero. Las agencias federales nombradas en esta demanda no han cambiado las obligaciones existentes bajo la ley. Nuestras leyes de derechos civiles, incluyendo el Título VII y el Título IX de la Ley de Derechos Civiles, han prohibido desde hace mucho tiempo la discriminación en base al sexo y los tribunales y agencias federales reconocieron hace mucho tiempo que esto incluye protecciones para las personas transgénero.

La Corte Suprema ha dejado claro que una persona no puede demandar a una agencia solo porque no está de acuerdo con sus directrices. Si estos fiscales no están de acuerdo con la interpretación de la agencia de lo que significa la prohibición federal contra la discriminación sexual, pueden defender su argumento en los tribunales cuando ocurra un caso real. Esta demanda es una maniobra política.”